Cómo ser un buen lector
24 febrero, 2016

Cómo ser un buen lector

Una de las angustias de los grandes lectores es lograr disponer del tiempo vital suficiente como para leer todo lo que desean (que siempre excede a sus posibilidades). Por eso una de las obsesiones de los lectores es leer rápido.

Al fin y al cabo, la lectura rápida es un hábito que se adquiere con la práctica, y la mayoría de los buenos lectores cuentan con esta ventaja. Pero también son muchos los lectores que se quejan de ser lentos y de necesitar su tiempo para extraer el mensaje contenido en un texto.

Para este tipo de lectores resulta recomendable la asistencia a algún curso de lectura rápida, donde se enseñan las claves para lograr una lectura veloz sin perder contenido, como los que ofrece Grupo Serves.

Un lector habitual sabe que mediante el ejercicio de la lectura e incluso el visionado de películas y programas de televisión se establece el entendimiento de ciertos temas universales y recurrentes que son comunes al pensamiento humano.

shutterstock_317123273reducida

La persona que lee rápido no llega a leer las palabras por completo, sino que realiza una lectura más superficial, la cual es completada por la mente en un proceso automático, que podemos comprobar fácilmente:

LA  LE TU A  RÁPIDA  ES  LA  M JOR  GAR NTÍA  DE  UN  MÁ XIMO  RENDIMIENTO.

Si somos lectores habituales, lo primero que debemos hacer es detectar y eliminar nuestros malos hábitos, como la subvocalización, las fijaciones excesivas, los retrocesos… Aunque nos cueste, la inversión de tiempo en erradicar estos defectos nos hará ganar mucho tiempo a largo plazo.

A continuación ofrecemos un pequeño curso con ejercicios y práctica para conocer y mejorar nuestros hábitos que puede descargarse o realizarse online:

http://cprmerida.juntaextremadura.net/cpr/primaria/materiales/lecturapiyefi.pdf

Deja un comentario